fbpx

El despliegue de la vida en la Tierra

  • Hace aproximadamente 13.5 mil millones de años, posiblemente en el Big Bang, surgió el universo.
  • Hace unos 4.5 millones de años, nuestro Sistema Solar se formó.
  • Durante aproximadamente 3,4 millones de años existe la vida en la Tierra.

Probablemente los primeros compuestos orgánicos se formaron en las profundidades marinas cerca de fuentes termales volcánicas, de las cuales surgieron los primeros organismos unicelulares, y luego los más complejos.

Durante 1.5 millones de años, la “Vida” consistió exclusivamente en bacterias – Archaea = la forma de vida más antigua que conocemos.

Estas vivían en condiciones difíciles en hábitats inhóspitos cerca de glaciares, volcanes o acuíferos, que se alimentan de materias inorgánicas como el azufre, el hierro y los sulfuros.

 

La vida con fotosíntesis

Hace unos 2.500 millones de años, los microorganismos desarrollaron la fotosíntesis. Después de un proceso de selección bioquímica inimaginable, la transformación química de la envoltura de gas libre de oxígeno en una atmósfera = nuestro aire para respirar.

Los protozoos utilizaron la luz solar para la fotosíntesis y liberaron oxígeno como un producto de desecho en sus procesos metabólicos. Con el tiempo, nuestra atmósfera evolucionó.

Con la ayuda de la fotosíntesis, se podría desarrollar toda la variedad de la vida, incluidos los animales y las plantas. La fotosíntesis se convirtió en la forma predominante de acumular sustancias orgánicas.

Las cianobacterias, las algas y las plantas producen la energía de la que depende toda la vida superior.

El resultado fue ecosistemas coherentes y funcionales que suministraban todo lo vivo con aire y agua limpios, un suelo sano y productivo y alimentos saludables.

 

Microorganismos –La garantía de la vida

Se estima que los microorganismos aún representan más de la mitad de la biomasa total en la Tierra, incluidos los de los primeros días libres de oxígeno de la Tierra.

Juegan un papel central en muchos procesos de la vida. Viven en todas las superficies de la Tierra, dentro y fuera.

Por ejemplo:

  • En los estómagos de las vacas, donde descomponen la celulosa del pasto y hacen que los nutrientes sean accesibles para los animales.
  • En el agua limpian y procesan minerales y materiales orgánicos para el plancton.
  • En los residuos orgánicos, cuya eliminación resultará en la recuperación de la reconstrucción.
  • En el suelo; crean la capa de humus en nuestros suelos.
  • En el intestino donde producen vitaminas, extraen el nitrógeno de los pulmones, etc.

Su capacidad para sostener la vida en etapas de vida severas como la Edad de Hielo, para adaptarse a las condiciones naturales y tomar lo que ya tienen, garantizó el desarrollo continuo de la vida orgánica.

Los microorganismos se reproducen rápidamente. Algunas especies pueden duplicarse cada 20 minutos para adaptarse al ambiente en un tiempo relativamente corto y convertirlo en su hábitat.

Escribe tu Comentario

  • MADRID
  • Tel. +34 635731911
  • Barrio Salamanca – Madrid
  • Para consulta llamar previamente
  • Atención Tel.: Lunes a Viernes de 10 a 19 horas
  • hola@institutoscheller.com
WhatsApp chat